Prioridades

El sistema de justicia judicial en Estados Unidos está cambiando - y Manhattan necesita forjar un ejemplo nacional. Aquí está cómo Tali trabajará para forjar un sistema más equitativo, justo y seguro para los neoyorquinos:

Justicia Pre-Juicio

Tali cree que los fiscales deben hacer menos para lograr más. El Fiscal de Distrito debe mitigar la mano dura del sistema de justicia penal, eliminando los enjuiciamientos que envían a las personas al sistema de manera innecesaria e injusta, y que perpetúan la injusticia racial. Luego, los fiscales deben usar sus recursos para enfocarse en los casos que legítimamente promueven la seguridad pública. Como experta nacional y profesora de reforma de la justicia penal a nivel local, y aprovechando su experiencia como parte del equipo de liderazgo ejecutivo que implementa las reformas en la Oficina del Fiscal de Distrito de Brooklyn, Tali cree en una Oficina del Fiscal de Distrito que sea ética, justa y que avance la equidad para todos los neoyorquinos.

Como Fiscal de Distrito, Tali:

Reducirá los encarcelamientos

  • Comprometiéndose a reformar las fianzas y reducir el número de personas detenidas antes de ir a un juicio.
  • Reduciendo significativamente el uso del encarcelamiento y la condena penal como respuesta a delitos no violentos de bajo nivel.
  • Ofreciendo y apoyando programas de base en la comunidad para abordar las causas subyacentes del comportamiento delictivo, y favorecer, siempre que sea posible, inversiones en programas que detengan los delitos antes de que ocurran.
  • Incorporando la sensibilidad a los problemas de salud mental y adicción.

Aumentará la equidad

  • Dando prioridad a una sólida investigación previa al arresto.
  • Asegurándose de que los cargos sean veraces y reflejen los hechos del caso.
  • Considerando las consecuencias colaterales en las decisiones de radicar cargos y sentencias.
  • Monitoreando y comprometiéndose a eliminar las disparidades raciales y otras disparidades inaceptables en la radicación de cargos y en todo momento; y regularmente poniendo a disposición del público los datos sobre las disparidades.
  • Participando en negociaciones justas.
  • Tratando con respeto a todas las personas que tengan contacto con la oficina.

Crímenes Sexuales

La violencia sexual, incluyendo la agresión sexual, violación y abuso sexual, es generalizada y no se denuncia ni se procesa con la misma frecuencia en que ocurre. Las víctimas de estos crímenes reportan una falta de confianza en el sistema de justicia penal. Como Fiscal de Distrito, Tali está comprometida con una transformación total de la respuesta del condado a la violencia sexual.

Tali comenzará creando una nueva Oficina de Violencia de Género, que estará compuesta por una Unidad de Delitos Sexuales y una Unidad de Violencia Doméstica, y que reportará directamente a la Fiscal de Distrito y será supervisada de cerca por ésta.

Tali instituirá una práctica centrada en la víctima y enfocada en el delincuente, poniendo el foco de las investigaciones en las acciones e intenciones del delincuente, en lugar de en el comportamiento de la víctima. Los fiscales recibirán capacitación periódica sobre cómo realizar entrevistas de crisis por trauma, desafíos de evidencia, prejuicios implícitos incluyendo los prejuicios basados en la raza contra las víctimas, entendimiento cultural, los desafíos y vulnerabilidades especiales de las víctimas no-ciudadanas, y la disponibilidad de recursos para las víctimas.

Los casos complicados y delicados, incluyendo las agresiones sexuales facilitadas por drogas, el acoso y otros delitos facilitados por las computadoras, y la pornografía no consensuada, deben obtener la atención que merecen. Tali dará prioridad a los casos que involucran a los abusadores en serie, e instituciones y empleadores que permiten los delitos de sus empleados. También abordará la violencia sexual en los recintos universitarios del condado y los delitos sexuales en el transporte público. Finalmente, Tali reconoce que Nueva York es un importante punto de entrada, tránsito y destino para el tráfico sexual, y hará que la investigación y el enjuiciamiento de estos casos sean una prioridad.

En esta y todas las demás áreas, la probabilidad de obtener una condena no debe, por sí sola y particularmente temprano en una investigación, determinar las decisiones de un fiscal. En cambio, los fiscales deberían investigar a fondo todos los informes, relacionarse estrechamente con las víctimas, desarrollar evidencias, y utilizar los recursos y expertos adecuados antes de determinar si un caso es viable.

Aquí, como en otras áreas de la procuraduría, Tali considerará alternativas al encarcelamiento, así como iniciativas comunitarias y de justicia restaurativa.

Violencia Doméstica

La violencia doméstica ya era una crisis de salud pública en Manhattan antes del COVID-19, que imponía una terrible carga física, sicológica y generacional en tantas personas vulnerables. Las restricciones de movimiento destinadas a frenar la propagación del virus empeoraron la crisis de violencia doméstica, atrapando a mujeres y niños vulnerables en situaciones de abuso. Tali cree que la prevalencia y la obstinación persistente de la violencia doméstica en Manhattan, exige una respuesta centrada y sostenida.

Como Fiscal de Distrito, Tali:

  • Creará una Unidad de Violencia de Género que estará compuesta por una Unidad de Crímenes Sexuales y una Unidad de Violencia Doméstica, y que reportará directo a la Fiscal de Distrito y será supervisado de cerca por ésta.
  • Comenzará con una auditoría de la investigación y el enjuiciamiento de los casos de violencia doméstica en el condado, para comprender qué no funciona y qué funciona.
  • Se asociará con las partes interesadas de toda la ciudad, incluyendo los proveedores de servicios para las víctimas, colaboradores gubernamentales y líderes sobrevivientes, para instituir las mejores prácticas en enjuiciamiento y prevención.
  • Trabajará con los líderes de la comunidad para garantizar que todas las víctimas, incluyendo los no-ciudadanos, se sientan cómodos al acercarse a la policía y sientan que se satisfacen sus necesidades.
  • Abogará por el establecimiento del segundo Centro de Justicia Familiar del Condado en el Alto Manhattan, donde actualmente se reportan cerca de la mitad de los casos de violencia doméstica en el condado.
  • Se enfocará en la violencia doméstica facilitada por computadoras.
  • Desarrollará, con socios comunitarios y expertos en asuntos, un plan efectivo de respuesta a emergencias y un sistema de alcance, antes de la próxima crisis.

Immigración

Tali emigró a los Estados Unidos cuando era niña y se convirtió en ciudadana estadounidense cuando tenía 19 años de edad. Garantizar la seguridad, la equidad y la justicia para los aproximadamente 230,000 no-ciudadanos que viven en Manhattan, es una prioridad para ella y una extensión del trabajo de su vida como defensora de las comunidades de inmigrantes.

Como Fiscal de Distrito, Tali:

  • Incorporará la sensibilidad hacia las personas no-ciudadanas en todas las áreas de la práctica de la oficina, desde la forma en que los fiscales interactúan con las víctimas no-ciudadanas de violencia doméstica y tráfico sexual, hasta las decisiones de radicar cargos para que tengan en cuenta todas las consecuencias colaterales, incluyendo las relacionadas con es estatus de ciudadanía.
  • Trabajará para generar confianza y participación comunitaria con la comunidad inmigrante, tanto documentada como indocumentada, para que las víctimas y los testigos se sientan seguros al presentarse.
  • Responsabilizará a quienes atacan y explotan a los inmigrantes a través del fraude y otros delitos.
  • Contratará a abogados dedicados y especializados para capacitar a todo el personal en asuntos de inmigración. Estos abogados asesorarán a los fiscales en toda la oficina sobre ofertas de declaración de culpabilidad, y recomendaciones de sentencias para los acusados ​​no-ciudadanos, para evitar consecuencias colaterales desproporcionadas – como la deportación – mientras se mantiene la seguridad pública.

Crímenes de Odio

Los crímenes de odio son intolerables. Van más allá del daño a una víctima específica, creando una atmósfera de exclusión y terror en las comunidades que con atacadas. Tali, debido a su propia educación y experiencias de vida, conoce lo dañino de la discriminación y defenderá a quienes la experimentan.

El reciente aumento de los crímenes de odio antisemitas en Nueva York no tiene precedentes; otros han sido atacados debido a la raza, orientación sexual y más. El aumento en los crímenes de odio relacionados con conceptos erróneos sobre la pandemia del coronavirus contra los asiático-estadounidenses y otros, es igualmente alarmante, al igual que la difusión de información errónea, y el odio en las subculturas del Internet y las redes sociales.

En el año 2020, Tali fue nombrada integrante del Comité de la Asociación de Abogados del Estado de NY para Asuntos de Terrorismo Deméstico y Crímenes de Odio, un grupo de líderes de los tribunales y abogados cuya misión es examinar los factores que han llevado al reciente aumento de crímenes de odio, y ayudar a educar mejor al público sobre el valor de la diversidad y la inclusión. Su auditoría resultará en recomendaciones legislativas y de políticas públicas, así como sugerencias para mejorar la respuesta del sistema legal federal y estatal a los crímenes de odio.

Bajo el liderazgo de Tali, la Oficina del Fiscal de Distrito trabajará para enjuiciar y también para prevenir los crímenes de odio, a través del alcance comunitario, la educación sobre diversidad y la inclusión, y los servicios con un enfoque particular en alcanzar a los jóvenes y los enfermos mentales, dos grupos que, trágicamente, cometen un número desproporcionado de estos crímenes.

Hacer responsables a las autoridades de la ley

La policía es nuestra socia para brindar seguridad pública. Pero la mala conducta de la policía nos perjudica a todos al dañar la confianza pública. Cuando las personas no tienen fe en el sistema de justicia penal, todos sufren. Y las comunidades de color en todo el país han experimentado desproporcionadamente la peor parte de la mala conducta de la policía. Tali cree firmemente que nadie está por encima de la ley, y que debe haber un estándar de justicia para la policía y los civiles por igual. Como abogada general de la Oficina del Fiscal de Distrito de Brooklyn, Tali dirigió el diseño, la creación y supervisión de una nueva Oficina Independiente de Responsabilidad de los Agentes de la Ley. También dirigió el equipo que creó un proceso interno para identificar a los agentes que la Oficina del Fiscal de Distrito (no los tribunales o instituciones externas) considera poco confiables, para garantizar que los fiscales no trabajen con esos agentes - por primera vez en la Ciudad de Nueva York.

Como Fiscal de Distrito de Manhattan, Tali:

  • Se compromete a investigar a fondo las denuncias de mala conducta policial, siguiendo la evidencia a donde sea que conduzca, y haciendo responsables a los agentes de la ley cuando cometen faltas, desde declaraciones falsas y perjurio, hasta actos graves de violencia y uso excesivo de fuerza.
  • Dará prioridad a la transparencia y el compromiso con las víctimas, y las comunidades en cada etapa del proceso.
  • Expandirá su trabajo realizado en Brooklyn para asegurarse de que la credibilidad de los agentes de la ley sea evaluada regularmente y se divulgue de manera justa.
  • Apoyará políticas y legislación basados en evidencia para la reforma policial, y apoyará la ampliación de las alternativas comunitarias a la policía, siempre que sea posible.